hábito deportivo

¿Cómo crear un hábito deportivo de una vez por todas?

Muchas personas se marcan como objetivo mejorar su forma física y conseguir ver en el espejo aquello que sueñan. Sin embargo, es frecuente experimentar dificultad para ser constantes en el entrenamiento y mantener ciertas acciones con el paso del tiempo. A veces cambian nuestras motivaciones, la desgana o la pereza nos interrumpen o los propios miedos y excusas hacen que nuestro objetivo se vea cada vez más borroso. Si te sientes identificado con esta situación, necesitas aprender a crear un hábito deportivo de una vez por todas, para organizar tu rutina y observar que cada vez estás más cerca de convertirte en aquello que deseas ser: ¡una versión mejorada de ti!

Contar con un estilo de vida saludable pasa por cumplir con ciertas acciones que remen a favor. A menudo nos preguntan cuál es el secreto para conseguir los resultados esperados y la respuesta es sencilla: perseverar, mostrar una actitud positiva y no dejar que las excusas marquen el camino. En Entrena Virtual lo tenemos claro, y es que si quieres lograr la meta… ¡debes trabajar por hacerla posible!

El hecho de querer construir una rutina de entrenamiento satisfactoria con ilusión no quita que, sobre todo al principio, tengas que esforzarte. No se trata de obligarte a hacer algo que no te apetece, sino de entender que hay días de mayor motivación y días de menor; estar al pie del cañón, a pesar de las circunstancias adversas, permite que el objetivo esté cada vez más cerca. Sí, ¡tú también puedes ver en tu cuerpo y en tu mente los cambios que deseas!, y crear un hábito deportivo te ayudará a conseguirlo. ¿Estás dispuesto a contar con la disciplina, constancia y sacrificio necesarios? Los resultados merecerán la pena y te aseguramos que una vez lo consigas no podrás prescindir del ejercicio físico.

Cómo crear un hábito deportivo, paso a paso

  1. Foco en el objetivo. Ten claro qué quieres conseguir y por qué quieres hacerlo. ¿Qué te proporcionará lograrlo? ¿Cómo te sentirás? Si tienes claro que de verdad necesitas, quieres o deseas esa meta, no hay más que hablar. ¡A por ella!
  2. Defínelo detalladamente. Intenta que sea un objetivo concreto y, por supuesto, realista. Si tu propósito es «verte mejor», quizá te distraigas en el camino o no sepas exactamente cómo proceder. Piensa qué necesitas para verte mejor: «perder peso», «aumentar la masa muscular», «sentir que puedo caminar unos cuantos kilómetros sin fatigarme en exceso», «poder levantar peso sin hacerme daño», «hallar el equilibrio mente-cuerpo a través del deporte», y un largo etcétera. Una vez tengas bien identificado qué quieres, sabrás cómo lograrlo y si no sabes podrás pedir ayuda.
  3. Traza un plan de acción. De nuevo recuerda que este debe ser realista y mejor con vistas a corto plazo. ¿Qué entrenamiento es adecuado para tu meta? ¿Cuántos días por semana? ¿Con qué otras actividades lo puedes complementar? Si necesitas asesoramiento profesional, te aseguramos que invertir en ti y en tu salud es la mejor inversión que puedes hacer, no lo pases por alto.
  4. ¡A cumplir con el propósito! Ahora ya cuentas con todo lo necesario, solo tienes que cumplir, sin peros, sin excusas. En tu plan de acción habrás contemplado el tiempo del que dispones para que esto no sea un problema, así que solo debes recordar que no siempre contamos con una gran dosis de motivación. En el día a día podemos experimentar todo tipo de emociones que son normales y que no deben interponerse entre nosotros y nuestros objetivos. Normaliza el hecho de entrenar, aun sin ganas. Te sorprenderás de lo bien que te sienta el entrenamiento a todos los niveles, te activarás y lograrás un estado de bienestar incalculable.
  5. Rodéate de personas que te apoyen. A priori no necesitas de nadie para cumplir con tu rutina y lograr lo que te propongas. Sin embargo, es cierto que rodearte de personas que sumen supone un empuje extra. Comparte tus inquietudes y tus logros, verás cómo hacerlo ayuda a que sientas una mayor responsabilidad por seguir adelante con lo establecido, por revertir las circunstancias negativas y seguir apostando por tu nuevo estilo de vida.

Estos cinco pasos para crear un hábito deportivo son muy útiles, no obstante, de nada te servirán si no te preocupas por encontrar la diversión y la satisfacción en lo que haces. Una cosa es forzarte un poco cuando entrenar no te apetece y otra, muy distinta, es obligarte a cumplir a diario con una actividad que sabes que no te gusta ni te hace sentir bien. Encuentra una rutina que cumpla con tus expectativas y satisfaga tus gustos y necesidades.

En Entrena Virtual contamos con una gran cantidad de disciplinas, con clases de distinta duración para que crear un hábito deportivo sea cosa fácil. ¿Ya formas parte de la gran familia de Entrena Virtual?

Sigue leyendo sobre Objetivos

Tips para caminar más

Es conocida por todos, la importancia de la actividad física para la óptima salud y una buena calidad de vida. De hecho, es parte del objetivo de Entrena Virtual: trabajar para que cada persona, con independencia de su nivel, disponibilidad horaria o material...

Tips para mejorar la masa muscular y razones para hacerlo

No es ninguna novedad que llevar a cabo un estilo de vida saludable tiene grandes beneficios para la salud general. Es por ello que a diario te damos consejos y ofrecemos información sobre diferentes puntos importantes que te ayudarán a integrar unos mejores hábitos...

¿Quieres mejorar tu calidad de vida? ¡Hazlo así!

El otoño ha llegado y lejos de dejarnos llevar por la nostalgia que a veces trae, ¡es momento de plantearse nuevos retos! Es cierto que solemos asociar el mes de septiembre con la vuelta a la rutina, pero no a todos les viene igual de bien. ¿Por qué? En septiembre hay...

Tu mejor tú